…dele siguiente no más amigo

Ciclovías, pedaleros y Santiago


Imagen tomada prestada desde http://www.furiosos.cl

Hola gente de SSA! Una vez más es Miércoles, una vez más mitad de la semana, una vez más el ombligo de la rutina y por su puesto una nueva oportunidad de FUN FUN FUN FUN…ah, ejem, cof cof!, lo siento me equivoqué de día (Rebecca Black mode: OFF).

Nos encontramos de nuevo en este rinconcito de la web y hoy les quiero hablar de algo que ni se imaginan y cuando lo sepan se van a sorprender más que monja en playa nudista. Les doy un par de pistas: 1. Tiene ruedas, 2. Sirve para transportarse y 3. Puede proporcionar entretenimiento ¿Adivinó de qué vamos a hablar hoy? Aunque algunos de ustedes lo pensaran, la respuesta no es un humorista en silla de ruedas, ni tampoco un payaso en monociclo, de ninguna manera. Hoy les vengo a hablar de mi querida amiga: “la cleta”.

Cualquiera de nosotros que lleve un tiempo viviendo en una ciudad relativamente grande, como lo es Santiago, sabe lo que son los tacos de las horas punta y cuánto podemos llegar a demorarnos extra sólo por ese “pequeño” detallito, aparte de llegar más cansado y de peor ánimo. En general es por esto que la gente busca alternativas de transporte que disminuyan sus tiempos de viaje (nadie se cambia teniendo como motivo principal el que sea más ecológico o mejor para su salud). Uno de esas alternativas de transporte es nuestra amiga objeto del post de hoy, lo que nos lleva al hecho innegable que es que actualmente existen muchas más personas que se movilizan en bicicleta de lo que existían hace unos 5 años atrás. El INE en el 2004 estimó un parque de 900.000 bicicletas en Santiago y un sorprendente ritmo de crecimiento del 30% (wow!), pero con las que se hacían apenas unos 350 viajes diarios (cuec!).

De todos modos eso nos da una referencia de que hoy en día deben existir algo más de un millón de bicicletas en nuestra capital y ciertamente más de 350 viajes diarios en por ese medio.

Volviendo al tema, el vivir en una ciudad y en un país con muy poca cultura sobre la autopreservación y el cuidado personal hace que la población inevitablemente sea sedentaria. Por otro lado, no es ningún secreto que las personas que practican algún tipo de ejercicio regularmente tienen una mejor calidad de vida e incluso tienden a ser más longevos que quienes no lo hacen, sin embargo los resultados de la encuesta de calidad de vida y salud del 2006 revelan que el 72,8% de las personas encuestadas NO REALIZÓ NINGÚN TIPO DE ACTIVIDAD FÍSICA EN EL ÚLTIMO MES (chan! vea el grafiquito N°1) y que tan sólo un 16,4% de los encuestados hicieron alguna actividad física menos de una vez por semana o 1 a 2 veces por semana (doble chan!).

O sea, somos una bola de flojos que lo único que sabemos hacer es estar sentados frente a la tele o frente al pc. Pero acá es donde aparece la parte interesante y  es que de los encuestados, el 25,2% respondió que no hacía actividad física porque no le interesaba o no le motivaba (WTF), el 20,1% respondió que no lo hacía porque su salud se le impedía (comprensible) y un combinado del 50,9% respondió que no hacía actividad física porque no tenía tiempo, no tenía donde hacerla o no tenía plata para hacerla. Eso quiere decir que en ese entonces había un 50% de la gente que estaba dispuesta a hacer actividad física pero no lo hacía por motivos externos!

Entonces aquí es donde a uno se le ilumina la ampolleta y le dice a usted estimado lector, amigo, hermano, compañero, socio, gancho, lolo, wacho, amigui, cumpa, que usar una bicicleta para transportarse le puede ayudar con ese problema, así aprovecha una fracción de tiempo que hasta ahora era tiempo muerto y lo transforma en su momento para hacer un poquito de ejercicio mientras se va tranquilamente para su casa, ve? Entiendo completamente que la gente diga que no tiene plata para comprarse una bicicleta, pero ojo que no hay necesidad de comprarse una bicicleta de de 200 lucas, de hecho si la quiere sólo para ir al trabajo lo más seguro es que ni siquiera necesite una de 100 lucas, sino que le bastaría con una de las que venden en los supermercados a 40-50 lucas. En un calculo rápido, si usted viaja 2 veces al día en micro, en 1 mes podría ahorrar unos $23.000 pesos, luego en 2 meses paga completamente su inversión. No está mal verdad? Piénselo, si se compra una bicicleta ahora, en los dos primeros meses recupera su inversión y los restantes 10 meses del año son 100% ganancias derivadas del ahorro, eso es $230 luquitas que puede usar para los gastos navideños, irse de vacaciones o tantas otras cosas (sin contar que además va a estar en mejor estado físico, lo que va a repercutir en menos gastos en salud, vió?).

No se me desespere, que queda más por decir. Imaginemos que a esta altura usted, lector preocupado de su bienestar, lo convenció la inversión en salud y el ahorro en transporte, pero ahora lo asalta una duda ¿es más rápido andar en bicicleta que en micro? Probablemente si hace la prueba en hora valle, cuando anda poca gente en las calles, la respuesta sería un no rotundo. Y es que es evidente que un vehículo a tracción humana sea más lento que una máquina. Pero cuidado, no hay que perder el foco de la conversación, nosotros partimos hablando del tráfico en las horas punta, cuando TODA la gente sale a la calle y se generan tacos de cuadras y cuadras. En ese escenario la bicicleta sí es más rápida. Hay bastantes pruebas y mediciones que se han hecho al respecto y siempre la conclusión es la misma. Sin ir más lejos, en Marzo de este año la gente de Arriba’e la Chancha hizo una medición para demostrar qué medio resultaba más rápido al momento de viajar en hora punta entre dos puntos de la ciudad. La prueba consistió en viajar en un día de semana a las 8 am entre Av. Ossa 1000 (Ñuñoa) y Santa Beatriz 319 (Providencia).

Los resultados de esta prueba, que fueron publicados en La Tercera, son elocuentes:

Caminando 1 hr y 15 minutos
Bus de Transantiago 44 minutos y 40 segundos
Metro 31 minutos y 7 segundos
Automóvil 26 minutos
Bicicleta 22 minutos y 22 segundos
Motocicleta 20 minutos y 45 segundos

Tengo muy claro que una golondrina no hace la primavera, pero creo que es interesante tener estos datos como referencia. Lo invito a hacer la prueba Sr. lector y ojalá se animara a compartirla acá para ver qué resultados se obtienen.

Entonces, imaginemos ahora que usted quedó convencido que el usar la bicicleta como medio de transporte  es conveniente tanto por salud, como por tiempo y plata. Aparece entonces una pregunta muy importante ¿y por dónde me voy para el trabajo? Tranquilo, no se preocupe, movilizarse en bicicleta hoy en día es mucho más fácil que hace algún tiempo atrás. Hay bastantes ciclovías por las que se puede transitar con relativa seguridad, en caso que no quiera arriesgarse a pedalear por la calle ¿Y cómo podría enterarse usted cuáles son y donde están las mentadas ciclovías? En mi intento por evangelizarlo con la bicicleta también le traigo un par de mapas de las ciclovías de Santiago, atento:

  • Este mapa es el que, a mi gusto, está más actualizado sobre las ciclovías existentes (al  menos en comparación a las ciclovías que yo conozco).
  • También existe este otro mapa de ciclovías que algún corazón altruísta hizo en google maps. Es bastante bueno, pero le faltan algunas ciclovías.
  • Y por último tenemos también este mapita, auspiciado por Oxford, y que no está nada mal.

Con ese set de mapas usted, bicicletero novel o cletudo de corazón, puede moverse tranquilamente por Santiago y comenzar sus primeros pasos hacia la buena vida. Pero como si fuera poco, aún me queda algo más que mostrarle (esto parece tvcompras). En la página bicicultura.cl tienen una app web que le permite trazar la ruta a seguir para de ir un lugar a otro. Simplemente se pone el punto de partida y a donde quiere ir y esta maravilla de la tecnología hace el resto, donde además le deja escoger si quiere seguir la ruta más segura, una ruta segura o la ruta más directa. Qué le parece?

Pero no me se me arranque todavía! Me queda una cosa más por decir. Para todos aquellos que no pueden o no quieren hacer todo el recorrido hasta sus destinos en bicicleta (por la razón que sea), también existe bicimetro. Y qué es bicimetro? Una iniciativa de Metro de Santiago y que por sólo 300 pesos permite a los pedaleros capitalinos dejar sus bicicletas en guarderías especiales, donde un guardia únicamente dedicado a eso las cuida. Esto hace posible que usted pedalero amigo use su cleta regalona en conjunto con otros medios de transporte como lo serían el metro o las micros. Para optar al servicio sólo hay que inscribirse y no es necesario usar el metro, o sea que puedo dejar mi bicicleta en las guarderías e irme a tomar micrito.

Finalmente y para cerrar este post que ya adquiere ribetes de testamento, les dejo varios links de interés por si es que usted está pensando en empezar su carrera como ciclista. En estas páginas se puede enterar de eventos bicicleteros (cicletadas, juntas, marchas, etc.), novedades que atañen al pedalero urbano, consejos para transitar por la ciudad, consejos sobre mecánica de bicicletas, datos interesantes sobre bicicletas, cascos y equipamiento en general, etc., etc. Les recomiendo que se den una vuelta por estos sitios y revisen la info, en especial si quieren comprarse una bicicleta o quieren arreglar alguna, puesto que acá pueden encontrar muchos consejos y tips que los van a salvar y les van a ahorrar varios pesos.

  • www.recicleta.cl: principales impulsores del reciclaje de bicicletas (poner bicicletas en desuso nuevamente en circulación, no reciclar el metal, como podría entenderse). Acá pueden encontrar noticias, datos sobre cómo reciclar bicicletas y mecánica bicicletera.
  • www.furiosos.cl: uno de los principales grupos impulsores del uso de la bicicleta en Santiago. Acá pueden encontrar info sobre eventos, cicletadas, juntas, talleres gratis de mecánica para bicicletas (para que uno aprendenda), datos sobre cómo comprar bicicletas, etc.
  • www.arribaelachancha.cl: otro de los grupos principales en el fomento del uso de la bicicleta. Acá pueden encontrar info sobre mecánica bicicletera, cicletadas, datos, cultura bicicletera, novedades, etc.
  • www.bicicultura.cl: acá pueden encontrar principalmente información sobre cultura bicicletera y algunas novedades.
  • www.labicicletaverde.com: tour urbanos y en algunas viñas, en bicicleta.

Y? Le gustó o no le gustó? Como ya vió, existen muchas opciones para que usted haga de la bicicleta su rocinante citadino, sólo falta que se ponga las pilas con su salud, con su ciudad, y le saque las rueditas a su pereza. Eso sería todo por hoy, será hasta la otra semana, cuídense, pedaleen y disfruten harto, pero antes de irme los dejo con un temazo ad-hok al post. Au revoir.

Una respuesta

  1. Si hubieses firmado como “Atte., un wn que no anda en cleta”, me habría reído por 10 minutos seguidos sin parar, jajaja.

    ¡Buen post!

    junio 8, 2011 en 1:23 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s